8 tips para gestionar la motivación de empleados en tu empresa

Si eres un administrador con responsabilidades en la gestión de motivación y desarrollo personal de tu empresa, seguramente tu preocupación continua es generar un ambiente de motivación para los empleados. Para realizar una eficiente gestión, es necesario que conozcas de forma efectiva que mota a tu equipo de trabajo y como podrías implementar tus nueva políticas de incentivos. Los siguientes pasos te ayudarán a verificar la realidad de la motivación en tu negocio:

1. Lee a los gurús

Familiarízate con las teorías Herzberg, las teorías X y Yd e McGregor y la jerarquía de necesidades de Maslow. Aunque estas teorías datan de hace unos años, siguen siendo válidas en la actualidad. Consulte un buen compendio para obtener una comprensión básica de sus principios fundamentales, la información será muy valiosa para la construcción de un clima de honestidad, apertura y confianza.

2. ¿Que lo motiva?

Determinar qué factores son importantes para usted en su vida laboral y cómo interactúan.  ¿Qué te ha motivado y desmotivado que en el pasado?. Entiende las diferencias entre las acciones motivadores reales, a largo plazo y corto plazo.

3. Averigüe lo que su gente espera de trabajo

La gente puede querer más estatus, salarios más altos, mejores condiciones de trabajo y beneficios flexibles. Averigua lo que realmente motiva a sus empleados, por medio de evaluaciones de desempeño, encuestas de actitud, y conversaciones informales.

Por ejemplo, muchos empleados desean:

– Un trabajo más interesante

– Jefes más eficientes

– Más oportunidad de ver el resultado final de su trabajo

– Mayor participación

– Mayor reconocimiento

– Mayores retos

– Más oportunidades para el desarrollo

4. Retirar los elementos desmotivadores

Identifica los factores que desmotivan al personal. Puedes ser físicos (edificios, equipos) o psicológico (aburrimiento, la injusticia, las barreras a la promoción, la falta de reconocimiento). Algunos de ellos puede ser tratado con rapidez y facilidad, otros requieren más planificación y tiempo.

5. Demostrar el apoyo

Cu personal debe entender el tipo y el nivel de apoyo que pueden esperar.  La motivación práctica y la construcción de relaciones a menudo fallan porque el personal siente que no recibe el apoyo adecuado.

6. Desconfíe de los incentivos en efectivos

Muchas personas dicen que en sus prestaciones está el incentivo. Pero el dinero realmente esta muy abajo en la lista de motivadores, y no motiva mucho tiempo después de un aumento de sueldo. Los beneficios adicionales pueden ser eficaces para atraer a nuevos empleados, pero los beneficios rara vez motivan a los empleados existentes para mejorar su potencial.

7. Decidir sobre una acción

Después de escuchar al personal, tome medidas para modificar las políticas de su organización y las actitudes, consultando plenamente con el personal y los sindicatos.  Considere la posibilidad de las políticas que afectan el trabajo flexible, las recompensas, la promoción, la formación y el desarrollo.

8. Gestionar el cambio

La adopción de políticas es una cosa, su aplicación es otra. Si la falta de motivación está muy arraigada, puede que tenga que cambiar todo el estilo de la gestión de la organización. Uno de los instintos humanos más naturales es resistirse al cambio, incluso cuando estos pueden ser beneficiosos. La forma en que se introduce el cambio tiene el poder de motivar o desmotivar, y muchas veces puede ser la clave para el éxito o el fracaso.

Leave a Reply

Required fields are marked *.