Cómo lidiar con las políticas de promoción dentro de una empresa

Este post es para quienes enfrentan una frustración por no haber sido considerados en las promociones a puestos solicitados dentro de la empresa. Y es que esto sucede a menudo. ¿Es justo? Sentimos que no y probablemente no lo es. Como tampoco es justo que alguien que no ha luchado gane una lotería y alcance sus sueños con ingresar el numero de su cuenta para comprar lo que quiera, mientras estamos trabajando duro por alcanzar una décima parte de ello.

Lo cierto es que las empresas no tiene una política infalible. Independientemente del tamaño de las empresas, muchas de ellas sencillamente están sobreviviendo con lo justo debido a sus deficientes sistemas en muchas áreas. Desde los empleados, hasta el producto.

Probablemente estés pensando que es injusto que dieran el puesto que andabas solicitando a alguien que estás seguro es de una capacidad inferior. Es tiempo de establecer cosas claras. No tiene que ver contigo. Es decir, la mayoría de las veces, no tiene que ver contigo. Salvo que el jefe de personal o gerente o tu superior inmediato te tenga antipatía y sostenga una cuenta personal contigo, no debemos pensar que tiene que ver con nosotros.  En la mayoría de los casos es un reflejo del deficiente sistema de promoción dentro de la empresa. Debemos entenderlo asi, pues ello sucede más a menudo de lo que uno se puede imaginar.

Tarde o temprano eso fomentará una crisis en la empresa, se preguntarán en que fallamos, encontrarán la falla y cambiarán la política en esa área. Sucede muchas veces. Las empresas van acomodando y tiene muchos errores. Si eso te afecta, tienes el derecho de sentirte infravalorado y decidir irte de allí y anclar en una empresa en donde se te valore.

Quien escribe este post, fue infravalorado en una empresa durante meses. Cansado de ello cambie de empleador y obtuve el reconocimiento que sabía que me lo merecía, haciendo el mismo trabajo básicamente. Resulté ser allí, la estrella. ¿Quién estuvo mal? ¿Debería pensar que era yo? No. Los sistemas de las empresas y en especial en el área de promoción de empleados a puestos determinados, es muy deficiente. Puedes alzar tu voz de protesta y desafiar su criterio de promoción en ese momento a riesgo que ganes algunas batallas y pierdas otras o simplemente puedes irte a otra empresa.

Quien pierde realmente es la empresa. Pues lo más probable es que irás a parar a una empresa que es su competencia y darás tu potencial a su competencia. Ellos probablemente tengan inconvenientes para sustituir el puesto, aunque puede suceder que no también, pero en tal caso, lo que importa en todo momento eres tú y tus oportunidades de crecimiento profesional. De nada sirve si una empresa no te dará esas oportunidades.

Leave a Reply

Required fields are marked *.