Los dilemas que enfrenta un innovador en crecimiento

La innovación no es ciertamente un requisito previo para la iniciativa empresarial.  El éxito empresarial es a menudo más una cuestión de persistencia en el tiempo y fina observación para brindar el producto o servicio adecuado en el momento adecuado y para el mercado correcto. Sin embargo, las empresas de alto crecimiento empresarial (esas que convierten a sus fundadores en gente famosa) son más a menudo el resultado de una innovación importante por parte del empresario.

Sin embargo, incluso aquellos que con éxito cruzan el abismo y disfrutan el haber innovado muchas veces contra la corriente; se enfrentan tarde o temprano a un reto importante del mercado, debido a que la ventaja competitiva que ha alimentado su crecimiento será muy difícil de mantener. En ese momento el innovador se enfrenta a un dilema: su innovación se convierte parte de la identidad de la empresa, sin embargo empieza a convertirse en una desventaja, ya que debido a la competencia,  el producto ya no es innovador.

Este escenario lo obliga a tomar una acción. O bien tiene que convertirse en un negocio convencional con productos básicos, o tiene que dejar de lado su innovación para llegar a una nueva. Los accionistas de las corporaciones se adaptan perfectamente a cualquiera de estas decisiones, pues tiene la infraestructura para apoyar un negocio de productos básicos y un presupuesto fuerte para mantener la investigación en innovaciones.

Sin embargo ambas opciones son mucho más difíciles para el empresario innovador, pues un negocio convencional va contra su espíritu emprendedor, mientras que dejar de lado su innovación sería ir contra parte importante de su reputación individual. En tal caso, ¿qué debe hacer empresario innovador con este dilema?.  Aquí hay algunos consejos:

– Delegar: Deja que otra persona convierta la compañía en un negocio sostenible basado en los productos básicos. Esto podría significar simplemente delegar la mayor parte de tu trabajo (y autoridad) a los subordinados directos. A veces es difícil, sin embargo, es necesario para la transición de una idea de negocio a empresa. Si estás preocupado de que esto podría causar la fragmentación, entonces puede que tenga que contratar a un ejecutivo de operaciones.

– Vender y alejarse: No es broma. Viendo que un empresario innovador sufre bajo las limitaciones y preocupación continua de un negocio tradicional y poco innovador, es mejor dejar de lado este camino y emprender con tu equipo otro camino de innovación..

– Mirar al alrededor: La gran innovación puede estar en alguien del personal de tu empresa. Puede que otra persona del equipo de trabajo sepa mejor sobre el mercado  y sintonice mejor con los deseos de los clientes. Si confías en los miembros del equipo pueden desarrollar juntos una lluvia de ideas que de nuevas luces para que tu producto innovador siga siendo fuerte en el mercado.

Leave a Reply

Required fields are marked *.