El emprendedor de negocios es el encargado final de tomar todas las decisiones que conducirán el rumbo de su negocio. Sin embargo, no puede ni debe tomar estas resoluciones sin consultar y ampliar sus perspectivas, debido a que el conocimiento de cada persona es limitado y debido a la gran cantidad de información, no se puede dominar todo. Por ello, tarde o temprano (sobre todo en el momento de expansión), el emprendedor debe consultar a profesionales de otras áreas, para llegar a las decisiones correctas para su negocio. Los siguientes son profesionales que podrían ser de utilidad en algunos casos:

1. Consultor de marketing: cuando llega el momento de expandir el negocio, nuestra base de mercadeo puede no ser suficiente para asumir las nuevas estrategias, por lo que se debe buscar a una persona con mayor experiencia.

2. Relacionistas públicos: los nexos y contactos son importantes en los negocios. Si por falta de tiempo o de contactos adecuados no podemos relacionarnos bien con nuestra comunidad empresarial, seria buena idea buscar un relacionista público que posea los contactos adecuados.

3. Un redactor profesional: desarrollar un blog de negocios, notas de prensa y todo elemento escrito de nuestro negocio requiere un estándar de calidad, tanto en fondo y forma. Si no se domina muy bien la escritura y redacción, se debe buscar un redactor profesional.

4. Administradores: las tareas de comercialización diaria se pueden volver más complicadas con el tiempo, sobre todo si la empresa crece. Cuando se da esta situación, puede que nuestro tiempo o conocimientos sobre como administrar la empresa hayan llegado a un tope. Entonces será momento de buscar un administrador interno para estas tareas.

5. Entrenadores de ventas o vendedores: cuando las necesidades de comercialización lo exigen, es momento de recurrir a entrenadores de venta que capaciten a nuestro equipo de ventas. También se puede contratar vendedores profesionales para cumplir nuevas metas.